Luciano Peralta

Luciano Peralta

No soy de esas personas que nacieron con una vocación definida, por eso la vida siempre me resultó una constante búsqueda. Y, como decía la abuela Marta, el que busca encuentra.

 Estudié Comunicación Social en la UBA y, con el tiempo, le fui encontrando el gustito a eso de contar historias y problematizar las realidades que nos rodean, que nos constituyen. De hecho, La Mala es parte de ese proceso: fundamos la revista para contar lo que queramos, cómo queramos.

Me gusta mucho jugar al fútbol, escribir y sacar fotos; soy de madera con el inglés y me considero una persona sensible. Una frase: Cualquier camino que tenga corazón.